Ella está en el horizonte. Me acerco dos pasos, ella se aleja dos pasos. Camino diez pasos y el horizonte se aleja diez pasos más allá. Por mucho que yo camine, nunca la alcanzaré. ¿Para qué sirve la utopía entonces?...Para eso sirve, para caminar.


Registrate en Encontrarse y empezá a conocer gente ya
Ella está en el horizonte. Me acerco dos pasos, ella se aleja dos pasos. Camino diez pasos y el horizonte se aleja diez pasos más allá. Por mucho que yo camine, nunca la alcanzaré. ¿Para qué sirve la utopía entonces?...Para eso sirve, para caminar.

Autor Eduardo Galeano
Propuesta por : @CLARADENOCHE


Comentarios :

30/05/2007
#F197327

Hacer gimnasia para mi es una utopía. Pero al tratar de alcanzar caminando la utopía voy haciendo gimnasia, por lo que ya no sería una utopía alcanzar la utopía que nunca alcanzaré.  

30/05/2007
#F197336

Carbonicatum, humanum est.  

30/05/2007
#F197341

Yo tambien camino como el edu a lo bestia !!!!  

30/05/2007
#F197345

Borges tiene en su libro Discusión (1932), un par de ensayos sobre estos temas: «La perpetua carrera de Aquiles y la tortuga» y «Avatares de la tortuga». Reconociendo que estabamos frente a un enunciado que contiene una inviabilidad de orden racional. Admirador suyo el escritor guatemalteco Monterroso, partiendo del modelo esópico de la tortuga y la liebre convierte en fabula la paradoja de Zenón de Elea. Con estructura de crónica deportiva contemporánea: Tras dar el titular de la noticia, nos presenta a la tortuga ofreciendo una rueda de prensa con las declaraciones tipicas en estos casos. Sus palabras, resuenan cargadas de ironía y con picaras alusiones mitológicas; como al describir la llegada de Aquiles el de los pies ligeros, que culpa a Zenón de su «paradójica» derrota. He aqui la moderna fabula de La Tortuga y Aquiles: -Por fin, según el cable, la semana pasada la Tortuga llegó a la meta. En rueda de prensa declaró modestamente que siempre temió perder, pues su contrincante le pisó todo el tiempo los talones. En efecto, una diezmiltrillonésima de segundo después, como una flecha y maldiciendo a Zenón de Elea, llegó Aquiles.- Ahora bien, más allá de la razón, creo que sí, que las utopias sirven para ir adelante. Arlt  

Atención
Esta cadena ya está cerrada y no se pueden dejar nuevos comentarios. Si el tema te interesa puedes abrir una nueva . Puedes hacer referencia a esta cadena incluyendo el link